martes, 6 de marzo de 2012

ADMONICION DE ENTRADA - MISA -

Besapie, 1-III-2012

ADMONICIÓN DE ENTRADA

En este primer jueves de marzo, nos acercamos los villacañeros ante la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno, buscando como hijos suyos su amor, su amparo y cobijo.

Cuando la desesperanza amenaza con inundarnos de tristeza y pesimismo, cuando la pobreza y el paro va llamando a nuestras puertas. Cuando la enfermedad va minando nuestra salud. Cuando sentimos que el devenir del tiempo nos va envejeciendo y debilitando.

Cuando el sinsentido aparece con frecuencia en nuestras vidas disfrazado de injusticia e incomprensión. Cuando nos sentimos solos y abatidos.

Se hace todavía más necesario acercarnos a Cristo, para que nos inunde de amor, para que la luz renazca en nuestros corazones, para que una primavera de ilusión brote en nuestras buenas obras. Para que nos llene de vida.

Tenemos la suerte de contar con la ayuda de Dios, que nos comprende porque se ha hecho uno de nosotros en nuestras penas y alegrías, ha experimentado el dolor y el sufrimiento para acompañarnos, para dar sentido a nuestras vidas. No es un dios que está entronizado en su potestad divina indiferente a los hombres. Es Dios encarnado, y es nuestro Padre, ¿qué más podemos pedir?

Hoy en el Evangelio nos dice Jesús: Pedir y se os dará. Así con esta esperanza nos acercamos para pedirle por nuestras necesidades y para darle gracias por todo lo que tenemos.

Teniendo presente a los difuntos de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno, quienes nos han precedido en el camino de la fe, la devoción y las tradiciones. Recordamos especialmente a José Antonio García del Pozo que fue uno de los veintiún hermanos que salieron vestidos con hábito de nazareno allá por el año 1945.Nos disponemos a empezar esta Eucaristía, que sirva para prepararnos en este tiempo de Cuaresma y poder celebrar con plenitud los misterios de la Semana Santa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada